viernes, 21 de febrero de 2014

NO VIENEN por MADURO, ni por CRISTINA, ni por EVO, ni por CORREA.... VIENEN por.... Por @ARMAKdeODELOT








 



Y para COLMO esto
con esta oposición tan subnormal, la Revolución Bolivarianapuede dormir tranquila

Atenciòn.. EE.UU y la OTAN ordenan a la Oposición Venezolana Recoger firma para Intervenir Militarmente a Venezuela a la Fuerza.


Este sábado, 
la oposición venezolana y la controversial periodista 
Patricia Poleo recidenciada en EE.UU, 
a través de una carta dirigida a la Casa Blanca, 
exigió al gobierno de los Estados Unidos 
que intervenga militarmente el pueblo de Venezuela, 

a pesar de las conocidas devastaciones que el ejército norteamericano junto a las fuerza de la Otan (Organización del Tratado del Atlántico Norte), han hecho en los países en los que ha intervenido en los últimos años como Afganistan, Irak, Libia, Egipto entre otros.
Así lo comunicó a través de su cuenta personal en la red social Twitter @PattyPoleo
“En este link háganle saber al gobierno de EE.UU. 
que el pueblo de Venezuela 
necesita intervención internacional: 


El link colocado por la periodista en su Twitter, lleva 
a la carta escrita en inglés donde afirma que 
el pueblo de Venezuela pide la intervención de EE.UU. 
Y la OTAN para “liberarse de la dictadura 
en la segun ella Viven Los Venezolanos”, 
ya que Según la Periodista'' declara que 
bajo actual el régimen del Presidente Maduro 
van miles de personas que están siendo brutalmente 
asesinadas y masacradas en los Ultimos dias”, 
y para ello pide a los venezolanos 
que firmen virtualmente para apoyar la intervención. 



“No hay ninguna garantía ni derecho por la vida”


asegura la periodista 

a pesar de que las agresiones 

son promovidas y ejecutadas 

por grupos violentos de la oposición 

que llevan días destruyendo los comercios de Chacao, 

rompiendo vidrieras y violentando a vecinos 

y conductores del Municipio 

sin que sean contenidos por alguna fuerza policial.

Las irresponsables declaraciones de la periodista 
muestran el desespero 
de un sector político de la oposición, 
que está acostumbrado a enardecer los ánimos 
de los seguidores opositores para luego dejarlos solos 
sin asumir la responsabilidad de sus declaraciones..